Menú sano de Navidad creado por nutricionistas

Todos sabemos que la Navidad es una temporada en la que es difícil escapar de las comilonas familiares. Comemos en exceso y predominan los platos pesados y calóricos. Además, suelen ser días en los que no hacemos demasiado ejercicio porque aprovechamos para pasar más tiempo con familiares y amigos. Por eso, si quieres disfrutar pero seguir cuidándote, te proponemos un menú sano de Navidad creado especialmente por nuestros nutricionistas.

Verás que es posible crear un menú de Navidad saludable y rico sin necesidad de elaborar platos grasientos y pesados. Así, además de cuidar tu dieta podrás evitar digestiones difíciles y disfrutar más a gusto del tiempo en familia.

Menú de Navidad sano creado por nutricionistas

Nuestro equipo de nutricionistas ha creado este Menú de Navidad saludable para una semana entera, con el que podrás cocinar platos ricos y sanos para toda la familia. Desde los entrantes hasta los postres, teniendo en cuenta una alimentación equilibrada.

¿Qué incluye la plantilla de Menú de Navidad saludable?

  • Un Menú completo para 1 semana: con los platos y las recetas para elaborar todas las comidas de la semana, incluyendo la cena de Nochebuena y la comida de Navidad.
  • Lista de la compra: para que te sea fácil organizarte a la hora de llenar el carrito para las comidas familiares.
  • Consejos y sugerencias para desayunos, comidas y cenas

Trucos para comer sano en Navidad

Elige alimentos frescos y “reales”

Siempre es preferible elegir platos cocinados en casa, donde podemos controlar bien lo que comemos. Evita comprar procesados y congelados listos para calentar, ya que suelen llevar azúcares añadidos y todo tipo de aditivos. En los supermercados encontrarás muchos platos y preparaciones ya hechas, y lo habitual es que no sean demasiado saludables.

Equilibra tus comidas con opciones saludables

No es necesario que renuncies a los platos tradicionales de Navidad, pero intenta equilibrarlos con otros platos más saludables que equilibren tu alimentación. Incluye ensaladas variadas, brochetas de verduras, acompañamientos de hortalizas.

En los platos principales reduce alimentos ricos en grasas saturadas como los embutidos o las carnes grasas. Para los postres puedes optar por frutas en macedonia para equilibrar los postres menos saludables.

Controla las cantidades y la saciedad

Además de las comidas copiosas, en Navidad solemos picar más de lo habitual y sin tener hambre. Piensa un momento antes de comer, si realmente sientes hambre. Come hasta sentirte saciado en parte, ya que la sensación máxima de saciedad no llega hasta un rato después de acabar de comer. Así evitarás sentirte incómodo y con el estómago demasiado llego.

Hidrátate bien y prioriza el agua

Durante las comidas navideñas solemos beber de todo menos agua. Es habitual acompañarlas de refrescos, vino y otras bebidas alcohólicas, que aportan un exceso de energía a nuestro cuerpo. Prioriza el agua, la bebida más natural y que te asegura una buena hidratación para el buen funcionamiento de tu organismo. A la hora del café también puedes optar por una infusión que te ayude a digerir las comidas, como por ejemplo una manzanilla, una infusión de hierbaluisa (considerada un tónico estomacal) o una infusión de jengibre, que ayuda con la inflamación estomacal y previene el reflujo.

Otras ideas de menús sanos para Navidad

¡Sí! Es posible elaborar un menú saludable para Navidad, sin renunciar a platos ricos y con los que disfrutarás mucho de la comida en familia. Solo hace falta planificar bien las comidas y buscar algunas recetas sanas para menús navideños. En myFRESH FOOD te damos algunas ideas para que hagas un menú sano de Navidad, incluyendo alimentos frescos y de temporada.

Entrantes y aperitivos sanos en Navidad

Para preparar los entrantes de las comidas y cenas navideñas, apuesta por incluir vegetales y mariscos. Son alimentos saludables y ligeros, que te aseguran una buena digestión. Además de ser bajos en calorías, sirven para combinar con cualquier plato y son realmente versátiles. Aquí tienes algunas ideas:

Platos principales sanos para Navidad

Para los platos principales puedes elegir carnes magras como el pollo y el pavo, o pescados como la merluza o la lubina, que son de fácil digestión. Acompáñalos de guarniciones saludables, como verduras en papillote o a la plancha. Aquí tienes algunas ideas para cocinar platos principales para tu menú de Navidad saludable.

Postres sanos para Navidad

El postre puede ser quizá el plato más “conflictivo”, porque en Navidad abusamos de los postres azucarados y dejamos de lado las frutas y los postres saludables. Turrones, polvorones, tartas y pasteles son los postres más habituales. Pero te proponemos sustituirlos por postres caseros y saludables que hagan tu menú navideño un poco más sano. Aquí tienes algunas ideas: