es caro comprar saludable

¿Realmente es caro comer saludable?

En los últimos años, ha habido un debate constante sobre el precio de los alimentos y las dificultades para comer sano hoy en día. Pero, ¿realmente es caro comer saludable? Los nutricionistas afirman que comer saludable no tiene porqué ser caro, sin embargo, muchos consumidores opinan lo contrario.

¿Quién está en lo cierto? ¿Es necesario gastar una gran cantidad de dinero para comer bien? ¿Cuáles son los alimentos más recomendados? En este post responderemos a todas estas preguntas y descubriremos cual es la mejor forma de seguir una alimentación saludable y asequible. 

¿Toda la comida saludable es cara?

Una buena parte de la población opina que la comida saludable es cara. Cuando les preguntamos a qué alimentos se refieren, probablemente nos hablen de alimentos ecológicos, verduras de importación como el aguacate, algunos pescados como el salmón, etc. 

Es cierto que muchos de ellos pueden ser saludables y además tener un precio elevado, pero esto no quiere decir que sean representativos, ni mucho menos indispensables, para llevar a cabo una buena alimentación.

Como veremos más adelante, existen infinidad de alimentos saludables y muy económicos. 

¿Comparamos de forma justa el precio de los alimentos?

Una de las trampas en la que acostumbramos a caer es comparar el precio de los alimentos sin tener en cuenta las cantidades. Por ejemplo, si comparamos el precio de una bolsa de patatas Chips (1€ aprox.) con un racimo de plátanos (2,5€ aprox.), podemos llegar a la conclusión errónea de que las patatas son más baratas. No obstante, la bolsa pesa unos 150g y los plátanos alrededor de 1 kg, así que si comparamos el mismo peso de ambos productos, veremos que un kilo de patata chips nos saldría 4€ más caro.

Además, con 1 kg de plátanos tenemos para varios snacks, mientras que con la bolsa de patatas nos da para una única ración (sin mencionar la clara diferencia nutricional entre ambos alimentos).

¿Es posible comer de forma saludable y económica?

Esta comparación entre plátanos y patatas chips es solo un ejemplo. Si le dedicas un momento, seguro que puedes enumerar una gran cantidad de alimentos saludables que a su vez son muy económicos

Sin embargo,  una cosa es lo saludable y económico que sea un alimento en concreto, y otra, si podemos obtener todos los nutrientes que necesitamos, combinando únicamente alimentos con estas características. Es decir, ¿puede nuestra alimentación ser saludable, equilibrada y económica al mismo tiempo? La respuesta a esta pregunta es un sí rotundo.

Trucos y recomendaciones para conseguirlo

Procura que la base de tu dieta esté compuesta de alimentos de alto valor nutricional.

Estamos hablando de frutas, verduras, legumbres, tubérculos, cereales integrales, huevos y lácteos. Estos alimentos son económicos y nos aportan una gran cantidad de vitaminas, minerales, fibra, energía, proteína y grasas saludables.

A esta lista faltaría añadir los pescados y las carnes, que ya no son tan económicos, pero sí asequibles si elegimos correctamente y los consumimos con la frecuencia adecuada (no olvides que las legumbres también contienen proteína y que podemos ir combinándolas con las demás fuentes proteicas). 

 

comprando alimentos saludables

 

Prioriza los alimentos de temporada y proximidad.

Si basamos nuestra compra en alimentos de temporada y locales, no sólo conseguiremos evitar la contaminación producida por el transporte y ayudar al sector agrícola local, sino que además, pagaremos menos por estos alimentos, obtendremos más nutrientes (se recolectan en el momento óptimo de maduración) y conseguiremos que nuestra dieta sea variada y acorde a la temporada del año.

No abuses de los alimentos preparados y comidas fuera de casa.

Si nos paramos a pensar, es probable que gastemos más dinero en comidas “innecesarias” de lo que creemos. Si dedicamos más tiempo a cocinar, ahorraremos dinero y nos aseguraremos de que todo lo que lleva nuestro plato sea de buena calidad.

Planifica la compra antes de salir de casa.

Parece una tontería, pero salir de casa con la lista de la compra hecha nos ayuda a comprar de manera inteligente y evitar malgastar dinero en cosas que no necesitamos.

Es importante recordar que los supermercados están llenos de publicidad y nos incitan a comprar productos innecesarios.

Otro truco muy útil es ir a comprar con el estómago lleno. Verás cómo te será más fácil adherirse a la lista de la compra y ahorrar algo más de dinero.

Déjate guiar por un buen profesional.

Algo tan importante como alimentarse bien no se enseña en los colegios. Por lo tanto, a no ser que nos hayamos interesado por nosotros mismos, es normal que no sepamos cómo hacerlo.

Por este motivo, la figura de un nutricionista como guía es esencial, ya que no solo es importante saber si un alimento es saludable o no, sino también aprender a combinarlos, adaptar cantidades y horarios a nuestras necesidades, organizar la compra y administración de la comida, desmentir falsos mitos o creencias, y resolver los distintos obstáculos que vayan surgiendo a lo largo del camino. 

Por último, no olvides que una alimentación saludable es solo uno de los pilares fundamentales de la salud. Desde aquí, nos gustaría recordarte la importancia de acompañar una buena alimentación, con la práctica regular de ejercicio físico, un descanso adecuado y dedicar suficiente tiempo al bienestar emocional, procurando controlar el estrés y la ansiedad.

Recetas veganas saludables y equilibradas

Melocotones asados con queso azul

Si te gusta la combinación dulce y salado, esta receta no la puedes pasar por alto. El queso azul procede de Francia y es una mezcla de diferentes leches (vaca, oveja y cabra). Al igual que el resto de variedades, una gran fuente de calcio. 

Tostada con huevo poché, aguacate y fresas

Al empezar el día, no hay nada mejor como un desayuno saludable y delicioso. Por eso, hoy te propongo este desayuno riquísimo y muy fácil de preparar. ¡Te va a encantar y seguro que lo repetirás!

Arroz con leche y salsa de cereza

Aquí tienes una receta de arroz con leche buenísima y un poco diferente a la típica. Y no solo porque es saludable, sino porque lleva una salsa de cereza por encima deliciosa… ¡Te invito a que la pruebes, no te arrepentirás!

Espaguetis con salsa de champiñones

Esta receta, aparte de ser sencilla y rápida de preparar, te dará mucha energía para tu día a día. Además los champiñones y la cebolla, son alimentos muy saludables con muchas vitaminas y minerales.